NVI

Los 120 mil pesos que otorgarán los gobiernos federal y estatal a las personas que por los sismos de septiembre perdieron totalmente sus viviendas, son simplemente un apoyo que en el mejor de los casos servirá para un pie de casa.

“No pueden las personas construir una casa con 120 mil pesos, salvo un cuarto o algo básico”, opinó el presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) delegación Oaxaca, Geovanni Avelino Ortega Ramírez.

Insistió que con ese monto las familias damnificadas no van a poder solucionar el problema por la pérdida de una casa grande donde vivían dos o hasta tres familias.

En peor situación están propietarios de viviendas que sufrieron algún daño parcial, porque sólo recibirán 15 mil pesos.

“Es solamente un apoyo, habrá personas que a lo mejor con esa parte si puedan hacer algo momentáneo y en una segunda etapa puedan ir construyendo” añadió Ortega Ramírez.

Lo que será importante es que la CMIC u otras cámaras relacionadas con el ramo de la construcción puedan ofrecer la asesoría técnica que garanticen que las nuevas construcciones resistan los movimientos sísmicos.

Esa asesoría es también importante para el presidente del Colegio de Ingenieros Civiles de Oaxaca, Romeo Gutiérrez, quien coincide con el dirigente de la CMIC que los 120 mil pesos, 80 por ciento de los cuales serán para la compra de materiales y el otro 20 por ciento restante para mano de obra, si acaso alcanzará para un pie de casa.

“Depende mucho de las dimensiones, del estilo de la casa y quién la construya. Alcanzará, más o menos para un pie de casa”, es decir, “tal vez una sala comedor, una recamara y una cocina”, pero no una casa completa como la que solían tener familias de la región del Istmo, “con grandes espacios y suficiente altura” o corredores donde tienden su hamaca.

“En el sentido paternalista al que hemos estado acostumbrado durante décadas esperaríamos que nos recuperen la vivienda al cien por ciento, pero realmente es un apoyo”, destacó.

Consultado por separado, José Luis Bustamante del Valle, uno de los integrantes de la sociedad civil que expresó su punto de vista ayer en la presentación de la estrategia de reconstrucción del Gobierno Federal y el estatal, consideró que ese monto si puede alcanzar para una construcción de 5 metros cuadrados si se adquieren materiales de la región.

“Si empezamos a meter muchos materiales industrializados no alcanza esa cantidad, todo depende de los metros cuadrados de la vivienda que se pueda construir. Si quieres reponer una casa o un edificio, obviamente no alcanza para nada”, analizó.